01 August 2006

"We are born charming, fresh and spontaneous and must be civilized before we are fit to participate in society." Miss Manners

Las enseñanzas de Miss Manners y Emily Post sirven para evitar la incomodidad y desplazamiento que se experimenta cuando sales con alguien y este decide contestar su teléfono celular enfrente tuyo con la mayor naturalidad. En ese momento me acordé de ellas dos y juré inscribirme en el próximo curso de etiqueta que impartan en la residencia Opus Dei. Me he cansado de andar a tientas en medio de la sociedad preguntándome si es correcto o no mi comportamiento. La espontaneidad está sobreestimada de todas formas.

Rezo por la resurrección de la señora Post cuando aparecen mis padrinos indeseables con su ristra de cinco hijos pequeños de visita en mi casa. Ella sería tan exquisita a la hora de decirle a la imprudente de mi madrina que los seres pensantes encuentran aborrecibles a una manada de niños ajenos con pitos, bombas, hurgando entre los adornos de porcelana y subiéndose encima de los muebles, especialmente cuando la madre no hace más que darles una llamada de atención simbólica, pero inefectiva. También le diría que deje de hacer preguntas personales que no tiene ningún nivel de confianza para formular.

Ella me hubiera dicho qué hacer cuando se me acerca una ex compañera de un curso de escultura, que después de muchos años de no ver, me saluda y yo tengo que presentarla a la amiga que estaba conmigo en ese momento. Con el pequeño inconveniente que no recordaba su nombre.

Tal vez sea posible que ella tenga algún consejo práctico en cuanto a relaciones amorosas. Cuál es el máximo de rompimientos y reconciliaciones en los que se puede incurrir antes de que sea impropio y de mal gusto. Un buen comienzo son los requisitos que debe cumplir cualquier futuro prospecto interesante (
http://www.gutenberg.org/files/14314/14314-h/14314-h.htm#Page_506).

No creo que sea una forma de racionalizar la hipocresía, sino más bien un código de reglas para evitar que el cuerpo recurra a ataques de pánico, externalizando que lo que hacen los demás sí puede hacerle daño.

4 comments:

  1. estaré idiota que no entendí nada?????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????

    explícame por favor

    ReplyDelete
  2. Emily Post y Miss Manners son dos señoras que se han dedicado a escribir sobre etiqueta, buenas costumbres y buen gusto. Me estaba quejando por que a veces siento que sí necesito sus conocimientos triviales, más que nada como una forma de resguardarme ante los contactos humanos sinceros que puedan resultar dañinos. Un saludo

    ReplyDelete
  3. La cortesía es efectiva y es conveniente aplicarla.
    Por lo demas, supongo que las normas de etiqueta y los protocolos esos deden servir para algo, pero son positivos si te toman como consejos, mas que como norma. Yo nunca he indagado al respecto.

    ReplyDelete